fbpx

Con el avance de la tecnología, día a día vamos implementando nuevas funciones en nuestros audífonos, pero siempre en conjunto con la estética.
Por eso es importante tener siempre presente cuidar y valorar nuestros productos, y eso se logra con el mantenimiento adecuado de los productos.

El mantenimiento es una tarea de suma importancia para extender la vida útil de los audífonos. Es una tarea que debe realizarse diariamente y semanalmente.

También recomendamos un mantenimiento preventivo a cargo del laboratorio, cada 3 a 6 meses, para una revisión y una limpieza profunda de mayor calidad.

¿Qué precauciones debemos tomar con los audífonos?

  • Limpieza de los audífonos: diariamente se deben limpiar los audífonos con un cepillo suave y un papel tisú para quitar los excesos de polvo o sudor que puede juntar durante el día. Es importante no utilizar ningún tipo de alcoholes o solventes para la limpieza, como también tener cuidado en no insertar nada en las entradas de micrófono o la salida del receptor.
  • Humedad: aunque los productos están protegidos con IP58 / IP68, eso no significa que no necesiten mantenimiento. El uso del deshumidificador es importante para evitar la acumulación de humedad dentro del audífono, pero más importante para evitar la humedad en los micrófonos y en el receptor, generando una obstrucción física tanto en la entrada como en la salida del sonido. Siempre debemos indicar el uso de Perfect Dry Lux cuando los audífonos no estén en uso, tanto para la humedad como para un proceso de sanitización.
  • Cera: es sumamente importante el cambio del filtro del receptor semanalmente. El cambio del filtro es un proceso preventivo, ya que, si esperamos a que la cera obstruya la salida del sonido el riesgo de que el receptor se dañe es muy alto.
  • Manipulación excesiva: la manipulación constante también es una causa típica de fallas de audífonos, ya que, al ser cada vez más pequeños, las personas tienden a tocar mucho los audífonos hasta encontrar el pulsador o las teclas de volumen, generando así riesgos de tapar los micrófonos con la misma grasa y suciedad que tenemos en los dedos. El uso de las aplicaciones y el mando a distancia nos dan una solución eficaz para evitar el contacto directo con el audífono, ya que nos hará reducir al extremo el contacto con el dispositivo, alargando la vida.

El objetivo del mantenimiento y control preventivo es poder detectar y corregir de forma temprana el hábito del mantenimiento diario/semanal, para prevenir problemas futuros, evitando un fallo inminente en el dispositivo.

 

 

Si deseás más información comunicate con nuestros profesionales